+(54) 9 3525 576980
+(54) 9 351 3457803 
Córdoba, Argentina.
  • Facebook Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon
Operador turístico:

Relato: Los Roques sorprendente

El viaje se ideó con el objetivo de pescar Triggerfish. Es una obsesión la pesca de esta especie y es por eso que la agencia me recomendó como destino Los Roques.

Quedé realmente sorprendido con la cantidad y calidad de Triggerfish que habitan en Los Roques y me encontré con una especie difícil de pescar. 

Utilizando moscas muy livianas logré que no se asusten cuando esta tocaba el agua, pero ante el menor movimiento los Trigger daban la vuelta y se marchaban, tuve muchas oportunidades pero solo dos de ellos atacaron la mosca, y ambos salieron victoriosos. Una vez clavados brindaron una lucha poderosa, buscando el refugio del coral y ocasionando cortes de líder y hasta de la línea.

Ambos ejemplares demostraron ser muy fuertes y se fueron dejándome con ese sabor amargo. Pero en los Triggerfish de Los Roques encontré un verdadero desafío para aquellos pescadores que buscan algo distinto.

 

 

Mi plan de pesca para este viaje tenía como único objetivo el Triggerfish, no me importaba otra especie que no fuese esa, pero hubo otra especia que también me sorprendió en Los Roques… Los Permits

 

 

Quedé asombrado por la cantidad y los tamaños de Permits que vi y esto obligó a hacer una excepción en el “plan original”. No podía dejar pasar esa oportunidad ya que en ningún otro destino me había encontrado con “esos Permits”.

 

 Y esta historia la voy a contar de atrás hacia adelante, comenzando por el segundo permit capturado. 

Buscando y buscando vemos venir un grupo de Permits, lanzo la mosca (un camarón verde) y tres de los Permits se abalanzaron contra la mosca pero no la tomaron y se fueron. Seguimos caminando y buscándolos unos 15 minutos hasta que el guía logra ver nuevamente al grupo, lanzo la mosca y realizo strips cortos y rápidos. En eso tengo un ataque que no se clava y ahí nomás otro que no se si fue un Permit distinto o el mismo pero lo pude capturar.

 

 

 

 

 

 

 

La tarde anterior había capturado el primer Permit, el trofeo… una bestia de alrededor de 15 kg que dio 4 horas de lucha, pudiéndola sacar ya de noche.

 

 

 

 

El Permit nos obligó a subir a la embarcación debido a que corrió mar adentro y una vez allí lo único que pude hacer fue aguantar.

Era él el total dominador de la contienda, fue una dura pelea desde arriba de la embarcación y con bastante viento.  Al equipo #10 lo llevo al límite, muchas veces creí que todo explotaba pero al final y ya con la noche encima pude levantarlo.

 Cerca de las 11 de la noche volvimos a la posada, con el cuerpo totalmente cansado, pero con la alegría de una gran captura que daba la energía para comenzar el siguiente día.

 

 

 

 

El viento, un mar movido, el cansancio

y el hecho de que ya era de noche no

nos permitió sacar una mejor fotografía

 

 

No quiero dejar de mencionar también los Bonefish.. Que los hay y buenos.

Lo mismo los tarpones, vi muchos tarpones de buenos portes pero no me dediqué a pescarlos.

 

 

Y ya que me había desviado del “plan original”…

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload